lunes, 24 de enero de 2011

¡La calma!

Después de la tormenta siempre llega la calma, calma que precede un nuevo periodo de tempestad para cerrar así el bucle infinito en el que nos encontramos.

Y como la cita, tras unas semanas en las que la intensidad y sobre todo el volumen en los entrenamientos habían tomado el mando de mis salidas, la semana pasada me la tomé con mucha más calma. Una pequeña bajada de pistón para cargar las pilas para lo que viene en estas próximas semanas.

Otra particularidad de los pasados 7 días fue que no toqué la bicicleta de carretera, los pinchazos del domingo anterior dejaron un pequeño agujero en la cubierta trasera por el que se podía ver la cámara y entre unas cosas y otras, la semana se me pasó y no cambié la cubierta. Al final llegó el fin de semana y cuando me tocaba salir con ella no pude disponer de la pobrecilla. Pero no me vino mal, el cambio de bicicleta, sobre todo para la cabeza, porque lo que es para las piernas, cuello, brazos,... no creo que pensaran lo mismo. El cambio de posición, el traqueteo de los senderos, el paso por piedras,... me dejaron un dolor por todo el cuerpo peor que si me hubiera caido, en alguna bajada casi estuve por tirarme del dolor de antebrazos, el accidente del año pasado me ha dejado muy mermado en ese aspecto y al no poder levantar mucho peso aún no parece que el futuro sea muy prometedor.

Así por encima, la semana fue algo así:

Lunes: Andar/Correr/Bici/MTI. De todo un poco, aunque muy poco de cada cosa.
Martes: 42,73km con la btt por la montaña. Ya conté la salida en la entrada anterior.
Miércoles: 27,54km con la btt haciendo el cabra por la sierrilla y la ciudad.
Jueves: Correr/Musculación del Tren Superior en casa.
Viernes: 31,44km con la btt dando vueltas por el Parque de El Principe con Nando y Ángel.
Sábado: 58,34km con la btt rompiendo el hielo de los charcos y con un frío que pelaba.
Domingo: Descanso casi total. Un ratito de MTI por la tarde/noche.

Como podeis observar, una semana muy tranquilita y con poco trabajo. El trabajo ya se quedó y sigue quedándose en casa, que ando de exámenes y eso sí que es un entrenamiento duro. :S ¡Hasta mañana!

No hay comentarios: